Las tortugas requieren de una dieta muy variada (carne, pescado, lombrices, gusanos verduras de hoja) esto requiere de cierta dedicación por eso se han desarrollado alimentos completos en croquetas de gran calidad que aportan todos los nutrientes que requieren las tortugas y nos facilitan la tarea a criadores y aficionados.

En los comercios podemos encontrar dos tipos de alimento para nuestras tortugas, las gambitas secas o gammarus y distintos alimentos granulados. Los gammarus, seguramente serán los preferidos de esta mascota, pero darle solo esto, constituye una dieta totalmente incompleta, en proteínas, carbohidratos y vitaminas fundamentalmente, por lo que está muy desaconsejado.

Los granulados son más equilibrados nutricionalmente, aunque no todas las marcas tienen la misma calidad.

Es importante hacer una buena elección y también conviene combinarlo con complementos vitamínicos y minerales. Aparte de una correcta alimentación, es muy importante asegurar un aporte de luz ultravioleta, ya sea del sol o con tubos especiales (la luz no debe estar filtrada por plásticos o cristales).